DÍA INTERNACIONAL DE LOS BOSQUES TROPICALES

DÍA INTERNACIONAL DE LOS BOSQUES TROPICALES

El 26 de junio se celebra el Día mundial de la preservación de los Bosques Tropicales. Una fecha ideal para recordar que éstos, además de ser uno de los ecosistemas más importantes de nuestro planeta, significa una fuente de recursos para el hombre.

Un Bosque de lluvia tropical está definido, técnicamente, como una región de trópico que recibe de cuatro a ocho metros cúbicos de lluvia al año.

Estimaciones de las organizaciones de las Naciones Unidas para la agricultura y alimentación (FAO), indican que los bosques tropicales húmedos representan la cuarta parte de los, aproximadamente, 3 mil 400 millones de hectáreas de bosques existentes en toda la tierra.

En este tipo de ecosistemas se encuentran los terrenos boscosos, sabanas arboladas, bosques húmedos semicaducifolios y bosques húmedos bajos.

Según la FAO, más del 50 por ciento de la cubierta arbórea se halla en países en desarrollo; mientras que en los desarrollados están en plena expansión a consecuencias de las repoblaciones comerciales y la reforestación natural de antiguas superficies agrícolas.

Los bosques tropicales son considerados uno de los ecosistemas más importantes de la Tierra por la infinidad de beneficios que provee al hombre, entre lo que destaca su papel de productor de oxígeno y consumidor de anhídrido carbónico (CO2).

Cabe destacar, según información de la corporación conservacionista Guardianes de la Montaña, que solo los bosques amazónicos generan el 40 por ciento de oxígeno en el mundo.

Detener la erosión del suelo producido por el viento y el agua, así como controlar el flujo de los ríos, es otra de sus funciones.

Pese a ocupar sólo el dos por ciento de la superficie terrestre, su amplio, manto verde alberga a más del 50 por ciento de las diferentes especies de plantas, animales e insectos silvestres del mundo.

Es esta diversidad, precisamente, la que provee al hombre de materia prima para la elaboración de medicinas. Uno de cuatro medicamentos provienen de una planta tropical y casi el 70 por ciento de plantas identificadas como auxiliares en el tratamiento del cáncer se halla exclusivamente en estos bosques.

Lamentablemente, no obstante, los enormes beneficios que los bosques tropicales nos otorgan, se calcula que once millones de hectáreas son destruidas anualmente, lo que equivale a 20 hectáreas por minuto, según la corporación conservacionista Guardianes de las Montañas.

Solo en América Latina y el Sudeste de Asiático ya se ha perdido el 40 por ciento de las tierras.

Sus grandes enemigos siguen siendo los avances agrícolas, urbanos y ganaderos; proyectos mayores como la construcción de hidroeléctricos, así como los caminos que las acompañan. A todo esto, se suma el uso indiscriminado de los árboles como leña.

Ante esta situación sólo queda protegerlos. Podemos ayudar en su conservación evitando las talas sin un plan de reforestación, así como con el recojo de basura originada por el hombre y que daña la vegetación.

Los peruanos tenemos un motivo más sentirnos orgullosos de pertenecer a este país andino, pues gran parte de nuestro territorio integra una de las cadenas de bosques tropicales más importante del mundo: la Amazonía.

Por su amplia extensión boscosa tropical y húmeda el Perú ocupa, después de Brasil, el segundo lugar en Latinoamérica y el séptimo en escala mundial.

En la actualidad, con el fin de proteger la enorme riqueza biológica y cultural de nuestros bosques, el congreso aprobó recientemente la Nueva Ley Forestal con el propósito de frenar la deforestación que afrontamos.

 

Atentamente 

E.T.R - DEVIDA - PIRDAIS

Mes: 
Back to Top